Eligen a las primeras legisladoras musulmanas de EU

omar

WASHINGTON.-

Los votantes de Minnesota y Michigan eligieron el martes a las dos primeras legisladoras musulmanas de Estados Unidos, una exrefugiada que huyó de la guerra civil de Somalia y una palestina estadunidense nacida en Detroit.

Las victorias de las dos demócratasIlhan Omar y Rashida Tlaib, se anunció en una noche electoral en que varios miembros de múltiples grupos minoritarios tuvieron la oportunidad de votar por primera vez.

En Minnesota, Omar, de unos 36 años y ciudadana estadunidense naturalizada, sigue a otro pionero: el congresista estadunidense Keith Ellison, quien en 2006 se convirtió en el primer musulmán electo al Congreso y se retiró para postularse como fiscal general del estado.

La mujer de Minneapolis hizo campaña promoviendo las políticas del ala más liberal del Partido Demócrata: atención médica universal, matrícula universitaria gratuita y viviendas públicas.

No esperaba venir a Estados Unidos y encontrar en la escuela niños que estaban preocupados por la comida como yo en un campo de refugiados”, dijo Omar en una entrevista el mes pasado.

La nueva congresista pasó cuatro años de su infancia en un campamento de refugiados en Kenia.

Hace dos años, se convirtió en la primera somalí estadunidense en obtener un escaño en una legislatura estatal, el mismo día en que el republicano Donald Trump ganó la presidencia después de una campaña en la que abogó por impedir la entrada de musulmanes a Estados Unidos.

Omar también será la primera legisladora estadunidense en usar un hijab o un pañuelo en la cabeza.

Tlaib, de 42 años, también tiene un historial de romper barreras: en 2008 se convirtió en la primera mujer musulmana elegida en la asamblea del estado de Michigan.

Tlaib, la mayor de 14 hijos, es hija de inmigrantes palestinos de Detroit, donde su padre trabajaba en una fábrica de Ford Motor Co.

La exrepresentante estatal también apostó por una plataforma liberal, respaldando cuidados médicos para todos, una reforma migratoria y un llamado a anular el decreto de Trump que prohíbe a las personas de cinco países de mayoría musulmana ingresar a Estados Unidos.

Tlaib vinculó su campaña a un auge del activismo político femenino en Estados Unidos luego de la sorprendente victoria de Trump en 2016, tras la cual millones de mujeres salieron a las calles de Washington y las principales ciudades de todo el país a manifestarse.

Hoy, las mujeres de todo el país están en la papeleta electoral. Sí, marchamos fuera del Capitolio, pero ahora podemos marchar hacia el Capitolio”, escribió el martes en Twitter.