*Jorge Ramírez y la opción Z

* ¿Pacto Morena-PRI? Por qué no

*Sistema de Salud en terapia intensiva

Genera más tranquilidad discutir estrategias legales desde una cómoda mesa en los restaurantes de San Antonio, que sometidos a la presión del cliente detenido, me confesó hace tiempo un experimentado litigante. Desde luego, es muy diferente recibir esmerada atención de los meseros y disfrutar de la vida en cualquier ciudad del imperio a mendingar tiempo en la sala de los abogados.

Varios asociados en la corrupción de César Duarte optaron por ese consejo pragmático, empezando por el “as de oros”, hoy sospechoso de ser testigo colaborador con el gobierno de Estados Unidos. Otro sería Everardo Espino, autor material del “monumento a la corrupción”, el edificio de la Ciudad Judicial, por citar sólo dos de los muchos que pusieron tierra de por medio.

En el submundo de la “Litis y la chicana” rumorean que Jorge Ramírez, magistrado sujeto a juicio de desafuero, debería valorar la opción Z, es decir hacerse el desaparecido seguro que de lejecitos se ven más bonitos.

Las versiones de huida encuentran sustento en que no habrá recurso legal, invocación jurídica ni buenas razones que lo alejen de una eventual sentencia condenatoria. Sacó bola negra y se jode, es la conclusión general del gremio.

Por una vez tienen razón éstos tinterillos mentecatos, el todavía Magistrado Ramírez ha sido elegido por Javier Corral para mantener encendida la llama de los maxijuicios, en consecuencia la sentencia está dictada. Primero lo desaforarán sin mediar discusión legislativa, después será vinculado a proceso y el juez dictará la prisión como medida cautelar. Ese caminito está muy recorrido, pues además no tienen otro.

Mientras Javier retuerce las leyes para encarcelar a los antiguos favorecidos del dispendio duartista, el exgobernador disfruta muerto de risa sus millones, viajando entre El Paso, Houston y Miami. Será ladrón pero no tarugo, sabe que si Corral logra su extradición a Chihuahua, es capaz de ordenar que lo pongan en la celda de los violadores, donde son muy valorados los gorditos y cachetones.

Las apuestas en el mismo gremio son diez contra uno que no lo traerán a Chihuahua, así López Obrador anunciase su extradición. También en esta parte coincido con los chicaneros, cada día que pasa es un día ganado para Duarte. Que pena, merece pagar por el saqueo que hizo de las arcas estatales.

Rompeolas

Muy temprano para especular sobre alianzas partidistas, la elección formal inicia hasta el uno de septiembre y los tiempos políticos para establecer acuerdos vencen hasta marzo del 2021. Pero como la política lleva prisa, pues desde que se empezó a mencionar con mayor insistencia el nombre de Rafa Espino para la gubernatura, personajes de alto perfil hablan de un posible acuerdo fáctico Morena- PRI, a manera de complemento con la coalición formal “Juntos hacemos Historia”, en lo que sería su segunda versión. ¿En serio? Recuerden quién impuso al buen Alito en la presidencia del PRI, relegando a la histórica nomenclatura. El año que viene será tiempo de poner a prueba su lealtad, en Palacio Nacional saben que yendo de tercera opción el PRI es un partido con valor electoral.

…………………

Ni el personal de Salud sabe en que van con la desaparición el Seguro Popular, la creación del Insabi y la “no adherencia” del gobierno estatal. Es un bodrio inescrutable al que no le ven ni pies ni cabeza. Lo que si saben y están muy ciertos, es que el Sistema Estatal de Salud colapsa despacio y que de seguir así –desatendido y sin recursos- antes de que concluya el gobierno de Javier Corral no habrá ni colchones para las camas de hospital. De éste tema hablaré con detalles en próximas entregas.