Reabren tres grandes museos de arte en Madrid, pero con limitaciones

MADRID.

El Museo Nacional del Prado, el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía y el Museo Nacional Thyssen-Bornemisza abrieron de nuevo sus puertas ayer con aforo reducido y medidas de higiene, tras haber permanecido casi tres meses clausurados a causa de la pandemia por coronavirus.

El ministro de Cultura y Deporte, José Manuel Rodríguez Uribes, asistió al acto de reapertura al público de los tres grandes museos nacionales, que durante las dos primeras jornadas de reapertura cuentan con entrada gratuita.

Las obras maestras de Velázquez, Goya y Picasso están nuevamente a la vista del público al reabrir los museos de arte más importantes de la capital española.

El Museo del Prado recibió a mil 800 visitantes, obligados a usar mascarilla y tomarse la temperatura antes de contemplar lo que el museo llamó sus “obras más emblemáticas”.

La exposición especial titulada Reencuentro incluye unas 190 obras, que fueron reubicadas dentro del enorme museo para facilitar el flujo de visitantes, los que deben seguir una ruta preestablecida que pasa por Las meninas, de Velásquez; La anunciación, de Fra Angelico, y Saturno devorando a un hijo, de Rubens.

La última vez que El Prado estuvo cerrado tanto tiempo fue durante la Guerra Civil de 1936-39.

Los otros dos museos de arte principales, el Reina Sofía y el Thyssen-Bornemisza, también reabrieron.

Hoy es el primer día y tenemos muchas granas después de tanto tiempo. Vamos a museos cada dos meses”, dijo Cristina Munteano, de 35 años, en el Museo Reina Sofía, donde se encuentra el Guernica, de Picasso.

Es un poco raro, porque hay que ajustarse a la nueva normalidad, llevar las mascarillas, tener que esperar haciendo colas. Hay muchos trabajadores y están muy al pendiente. La mayoría de la gente la respeta, pero hay los que no. Pero, aparte de eso, es como antes’’, agregó.

Los tres grandes museos, ubicados en la conocida como “milla del arte” de Madrid, cerraron sus puertas el pasado 11 de marzo, tres días antes de decretarse el estado de alarma en el país a causa de la covid-19. Y este fin de semana abren con una reducción de un tercio de su aforo y, en algunos casos, propuestas expositivas diferentes y recorridos unidireccionales.

El Reina Sofía podrá recibir al mismo tiempo a 938 visitantes, para lo que se ha implantado un sistema automático que permitirá conocer en tiempo real las personas que hay dentro.