NASA alista despegue de misión para desviar asteroide con ‘proyectil’

La cuenta regresiva llegó para la misión de la NASA que buscará desviar un asteroide de su curso con el impacto directo de una nave.

La misión DART, por sus siglas en inglés, despegará desde la Base de la Fuerza Espacial Vandenberg en California poco después de la medianoche del miércoles 24 de noviembre hora de México.

Se trata de la primera prueba en el mundo real de una técnica que algún día podría usarse para proteger a la Tierra de un meteorito.

Una nave espacial del tamaño de un carrito de golf viajará a un asteroide que está a más de 9.6 millones de kilometros de distancia y chocará contra él.

Luego, los científicos observarán si ocurre alguna posible alteración en la trayectoria del asteroide.

A diferencia de lo que pasa en las películas con trama sobre un asteroide apocalíptico, las armas nucleares no son la opción preferida de los expertos en defensa planetaria, que han apostado por tratar de identificar las rocas espaciales peligrosas mucho antes de cualquier posible colisión y utilizar métodos controlados para alterar su trayectoria.

El momento adecuado para desviar un asteroide es lo más lejos posible de la Tierra», explicó Lindley Johnson , oficial de defensa planetaria de la NASA, a la radio estadunidense.

La estrategia es encontrar estos objetos no solo años sino décadas antes de que sean un peligro de impacto para la Tierra», agregó.

Con suficiente anticipación, la NASA podría enviar una nave espacial que simplemente daría un pequeño empujón a un asteroide, cambiando su curso para que ya no representara un problema.

Ese es el enfoque que la NASA está probando con DART.

DART está demostrando la desviación de asteroides. No es en absoluto una disrupción de asteroides, que es lo que ocurre muchas veces en las películas», dice Nancy Chabot, una científica planetaria que se desempeña como líder de coordinación de DART.

Después de esta prueba, la NASA planea probar otras técnicas de deflexión de asteroides como el llamado enfoque del «tractor de gravedad», que implica colocar una nave espacial cerca de un asteroide para aplicar un pequeño tirón de gravedad.

La oficina de defensa planetaria de la NASA está apoyando el desarrollo de un nuevo telescopio espacial para buscar más en ese rango de tamaño.

Aunque no hay un asteroide conocido actualmente que esté en curso de impacto con la Tierra, sabemos que existe una gran población de asteroides cercanos a la Tierra», advirtió Lindley Johnson, oficial de defensa planetaria de la NASA.