Gucci: Convierten la galería Tate Modern de Londres en una pasarela

0
3

La marca de lujo italiana Gucci convirtió ayer la galería de arte Tate Modern de Londres en una pasarela, mientras presentaba su línea crucero 2025 en la ciudad británica que una vez inspiró a su fundador.

El director creativo Sabato De Sarno abrió el desfile con chaquetas y conjuntos de gamuza marrón, a menudo con el emblema del caballo de Gucci y combinados con blusas de gasa.

Caminando por el sótano de la galería, repleto de exuberante vegetación y frente a una audiencia que incluía a la modelo Kate Moss, el actor Paul Mescal, las cantantes Debbie Harry y Dua Lipa, y la mexicana Salma Hayek, las modelos usaron abrigos y vestidos con estampados de flores de manzanilla, camisas y pantalones de mezclilla holgados.

De Sarno hizo un gesto hacia la sastrería británica presentando abrigos cortos y chaquetas cuadradas.

Le debo mucho a esta ciudad, me ha acogido y escuchado. Lo mismo ocurre con Gucci, cuyo fundador se inspiró en su experiencia allí”, dijo el director creativo.

Guccio Gucci trabajó como portero en el hotel Savoy de Londres antes de abrir su tienda homónima de artículos de cuero en Florencia.

De Sarno también introdujo vestidos plisados en colores pastel y varios diseños, incluidos un abrigo y un vestido, tenían flecos de pedrería brillantes.

Las modelos usaban principalmente zapatos planos en la línea de cruceros, lo que se refiere a diseños producidos por estilistas además de las colecciones de temporada semestrales.

Esta es otra parte de mí, más romántica y contradictoria. Me gusta tomar algo que creemos conocer y romper con sus reglas, llevarlo tan lejos como sea posible, pero sin distorsionarlo. Llevarlo al lado contrario y encontrar la armonía”, comentó el diseñador.

De Sarno hizo su debut en la pasarela para Gucci, la marca estrella del grupo de lujo francés Kering, en septiembre pasado, y sus primeros diseños llegaron a las tiendas a mediados de febrero.

Sus estilos minimalistas contrastan con los diseños más extravagantes de su predecesor, Alessandro Michele.

El mes pasado, Kering dijo que espera una caída de 40% a 45% en las ganancias operativas del primer semestre después de que las ventas del primer trimestre disminuyeran debido a que los compradores adinerados limitaron el gasto en productos Gucci.

La advertencia generó preocupación en el sector del lujo sobre las perspectivas de recuperación en el importantísimo mercado chino, donde una crisis inmobiliaria y un alto desempleo juvenil han pesado sobre el apetito de los compradores por la moda de alta gama.